VICTORIA Y ANEXAS

by / Comentarios Desactivados en VICTORIA Y ANEXAS / 9 View / julio 9, 2018

Por: Ambrocio López Gutiérrez

– ISMAEL TENDRÁ QUE MADURAR

El triunfo contundente, inobjetable, aplastante de Andrés Manuel López Obrador como inminente presidente de la república marca el inicio de la cuarta transformación de México que se reflejará no sólo en los cambios jurídicos, políticos, económicos, sociales y éticos que impregnarán las acciones de la clase gobernante, sino también en aspectos que tienen que ver con la capacidad, inteligencia emocional y madurez que requieren los futuros aspirantes a cualquier cargo de representación popular para poder tener éxito.

Me explico: AMLO fue el candidato presidencial de más edad en la reciente competencia presidencial; se impuso a dos sujetos más jóvenes: un José Antonio Meade Kuribreña más preparado académicamente pero sin experiencia política que se demostró en el error garrafal de lanzarse contra Nestora Salgado con lo que se ganó acusaciones de misógino pero también de clasista porque, aparte de ser fémina, la guerrerense es una mujer pobre; también superó a un Ricardo Anaya Cortés cuya virtud es la juventud que le estorbó porque mostró un carácter bravucón y de poco respeto a los adultos mayores ya que casi retaba a golpes al tabasqueño quien tiene 64 años de edad (es adulto mayor).

Con la elección de un hombre de edad avanzada para presidente los mexicanos recuperamos una vieja tradición de nuestros pueblos originarios que le daban un gran valor a los consejos de ancianos y valoraban la fuerza, la valentía, pero sobre todo la experiencia; como ejemplo puedo mencionar a la nación chiricahua cuyo jefe máximo se nombraba entre los de más edad y experiencia como gobernante y guerrero pero cuidaban que aun estuviera en condiciones de cabalgar.

Sus adversarios decían que por AMLO sólo votarían los chairos (la gente más corriente) y los adultos mayores, sin embargo, se notó el voto masivo de la juventud a favor de MORENA sólo que en esta ocasión los votantes nuevos no lo presumieron, es más, no se lo dijeron ni a los encuestadores, simplemente fueron y votaron por la cuarta transformación de la república demostrando que a los jóvenes actuales no se les engaña, no se les manipula ni se les corrompe.

En ese contexto cambió también el mapa político de Tamaulipas pues de los 700 mil votos que había atesorado el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca (PAN), los tamaulipecos le restaron más de 200 mil y MORENA se agenció seis diputaciones federales de mayoría relativa por tres de los azules quienes tendrán que trabajar más duro y entender que el poder público en democracia sólo es prestado; el pueblo pone, pero también quita.

Vale mencionar que Ismael García Cabeza de Vaca fue víctima de la ola de AMLO pero también de la fobia de los electores mexicanos hacia el nepotismo pues hicieron morder el polvo al hijo del gobernador de Veracruz y la esposa del exgobernador de Puebla está batallando mucho para que le reconozcan el triunfo que, si se da, estará muy manoseado; pero vale reconocer que el hermano del gobernador tamaulipeco ya venía de una derrota en Reynosa y, en caso de concretarse lo de la senaduría, solamente sería un descalabro parcial ya que tendría asegurado su escaño de minoría donde, si se empeña, podría madurar un poco.

Aparte del nepotismo y la improvisación, también fue derrotada la reelección en las principales localidades de Tamaulipas ya que, con excepción de Enrique Rivas Cuéllar, quien ganó de panzazo en Nuevo Laredo, perdieron en forma inobjetable el victorense Óscar Almaraz Smer y el matamorense Jesús de la Garza Díaz del Guante; el actual alcalde de la capital fue vencido por un panista médico payaso que se disfraza de charro para repartir besos a hombres y mujeres y el fronterizo perdió ante un desconocido de MORENA.

El futuro de los actores políticos aquí mencionados podría ubicarse de la siguiente manera: Américo Villarreal e Ismael García podrían ser los próximos abanderados para el gobierno de Tamaulipas por MORENA y PAN, respectivamente; Óscar Almaraz podría enfrentar varios juicios e ir a la cárcel y Jesús de la Garza podrá regresar a sus jugosos negocios privados de donde nunca debió de haber salido; los panistas Xicoténcatl González y Enrique Rivas intentarán administrar las crisis en Victoria y Nuevo Laredo, respectivamente.

Algunos activistas del PAN revelaron al columnista que la actual dirigencia del partido en el gobierno se confió creyendo (ilusamente) que, por el simple hecho de ser consanguíneo del gobernador, Ismael tenía garantizado el triunfo, además, aceptaron que los tamaulipecos cobraron factura por los despidos injustificados y la cancelación de compromisos con proveedores locales.

MI PRIMO LUIS Rivera Gutiérrez, originario de Xilitla, San Luis Potosí, falleció en Reynosa el fin de semana y quiero enviar el abrazo de pésame a mi tía Hipólita, sus hijos, nietos y demás familiares que están dispersos en diversas poblaciones de la Huasteca; también agradezco a mi primo reynosense Noé Gutiérrez Vázquez que me haya informado del deceso de nuestro querido familiar (QEPD).