CRÓNICAS POLÍTICAS

by / Comentarios desactivados en CRÓNICAS POLÍTICAS / 14 View / julio 4, 2018

Por: Alberto Guerra Salazar

– Revelaciones de los conteos de votos

CIUDAD VICTORIA, (ASI).— El Norte publicó ayer como nota principal de primera plana, la nueva circunstancia política que se vive en México, con un partido de apenas 4 años de fundación pero que ganó en las urnas el manejo de 17 Congresos locales, de gobiernos de partidos diferentes a MORENA.

A esta cifra debemos agregar otros cinco Congresos locales de otras tantas entidades federativas, donde ganaron candidatos a Gobernadores del Movimiento de Regeneración Nacional, es decir, 22 Congresos locales.

La relevancia de que un Gobernador pertenezca a un partido determinado y que el Congreso local esté bajo el manejo de un partido diferente al suyo, estriba en que se produce una real división de poderes y que el ejecutivo está acotado en sus funciones por el legislativo, para que no cometa excesos.

Para decirlo en plata limpia, el Gobernador no se manda solo cuando existe una cámara de diputados que hace cumplir la ley. Lo usual, ordinario, clásico y tradicional, es que el titular del poder ejecutivo local maneja al Congreso local a su antojo y capricho, cuando sus integrantes le deben a él, las curules que ocupan. Es decir, cuando pertenecen al mismo partido.

Esta es una ley no escrita que estableció el PRI, pero que el PAN ha perfeccionado.

Tamaulipas tendrá el próximo año elección de diputados locales y es previsible que el PAN pierda la mayoría que actualmente detenta, a juzgar por la ola lopezobradorista que barrió con el PAN y el PRI en las elecciones generales del domingo 1 de julio.

De las nueve diputaciones federales, MORENA conquistó seis y el PAN, tres, cero para el PRI. Pero en realidad, el partido albi-azul no obtuvo ninguna, si se toman en cuenta estas circunstancias.

Los distritos de Nuevo Laredo, Ciudad Victoria y Ciudad Mante, exhiben en números preliminares, triunfos para los candidatos registrados por el PAN. Pero, Salvador Rosas Quintanilla, el candidato de Nuevo Laredo, fue arropado por la estructura de su amigo José Suárez López, ex presidente municipal de extracción tricolor.

Pero además, la diferencia de votos con su competidor de MORENA, Heriberto Cantú Deandar, es mínima y está acusado por éste, de incurrir en irregularidades.

En Ciudad Victoria, Mario Ramos Tamez, pertenece al Partido Movimiento Ciudadano, pero aceptó el registro bajo los colores del PAN pues existe una alianza nacional entre ambos partidos, que incluye también al PRD.

Mario Ramos hizo su campaña sustentado en la estructura política victorense de Gustavo Cárdenas Gutiérrez, y eso hizo posible que se alzara con la mayoría de votos.

En la zona cañera, El Truco y su hermano tienen el control de todo, desde hace muchos años, pero realmente de todo, y ganar la diputación federal con cabecera en El Mante, para Vicente, y la presidencia municipal de Xicoténcatl para su esposa, fue como quitarle el dulce a un niño.

Como se ve, las proclamas triunfalistas de los jerarcas del PAN y su jefe, son como las cuentas del Gran Capitán.

En Veracruz, el junior del Gobernador Miguel Angel Yunes Linares, del mismo nombre y del mismo partido, el PAN, reconoció entre pucheros y vagidos que le ganó la gubernatura en las urnas, el candidato de MORENA.

Sin embargo, el PAN-gobierno de Tamaulipas les echa fieltros encima para no verse reflejado en esos espejos, (El Norte, Veracruz), lo que lleva a recordar el refrán de que no hay peor ciego que el que no quiere ver y esta otra aproximación, no escarmientan en cabeza ajena.

Ayer, el vice-coordinador de MORENA en la II circunscripción electoral, vino desde la Ciudad de México para encabezar una conferencia de prensa donde anunció en presencia de Américo Villarreal Anaya, que impugnarán los resultados en ciudades y distritos cuyos números supongan irregularidades.

Se refería entre otras cosas, a la repentina mayoría de votos preliminares que le atribuyeron al candidato del PAN a Senador de la República, pero también a presunta falsificación de actas de escrutinio de casillas de Jaumave, Tula, Miquihuana.

Otras fuentes filtraron trampas practicadas por el PAN en ciudades fronterizas para favorecer a sus candidatos, como el caso de uno de ellos que habría obtenido tres mil votos de ventaja, pero en el cómputo oficial de ayer, esos números se vinieron abajo.

Alejandro Rosas Díaz Durán habló en nombre del doctor Ricardo Monreal Avila, el titular de la II circunscripción electoral de MORENA, cuando aclaró que las impugnaciones se harán de manera ordinaria, sin estridencias, para no contribuir a tensar el ambiente tamaulipeco.

En Reynosa, el médico Serapio Cantú Barragán, el derrotado candidato del PRI a presidente municipal, anunció que hizo alianza con JR Leal Gómez, para denunciar formalmente a funcionarios del IETAM, según él, porque alteraron los resultados a favor de la candidata del PAN.

En Tampico, Chucho Nader recibió su constancia de mayoría de votos que lo convierte en presidente municipal electo, del PAN, en tanto que Magdalena Peraza Guerra hizo berrinche al denunciar que no reconoce su derrota “porque ellos compraron conciencias”.

Algo debe saber de esas danzas la anciana porteña, pues renunció al PRI para ser presidenta municipal a nombre del PAN, y luego renunció al PAN para repetir en la presidencia municipal pero bajo el registro del PRI.

Y ya había sido dos veces diputada local, del PRI.

Pero donde sí hubo mapacheo en serio y en serie, fue en Puebla, donde la FEPADE mantiene detenidos a 62 panistas, sorprendidos en actividades ilegales a favor de los candidatos del partido albi-azul, especialmente de la esposa de Rafael Moreno Valle, aspirante a Gobernadora.

Para vergüenza del poder judicial de Puebla, hasta un magistrado cayó en la redada pues permanecía en un bunker del PAN desde donde dirigían operaciones con equipo especializado, para “ayudar” a sus candidatos a “obtener” mayoría de votos.

En Reynosa hubo ayer una denuncia masiva de corrupción gubernamental pero en el área de seguridad pública, pues los policías estatales se amotinaron en la calle en contra de su propio jefe, al que acusaron de estar al servicio de los violentos.

Uniformados pero sin ocultar los rostros, los policías revelaron que su coordinador los mandaba a las calles a perseguir a delincuentes pero sin suficientes municiones, sin chalecos anti-balas adecuados y con otras deficiencias.

Se quejaron además, de que no cuentan con apoyos de fuerzas federales pues cuando reclaman su presencia en balaceras, no llegan. A los policías muertos en acción (15 en lo que va del año, sólo en Reynosa) el gobierno abandona a los deudos pues a veces no les pagan ni el seguro de vida.

Reynosa fue escenario de otro episodio de violencia la tarde y noche del martes, con la muerte de otro policía y heridas graves a tres más y una lesión en el pecho a un inocente que quedó entre el fuego cruzado.

En Ciudad Victoria se produjo el lunes otro ejecutado a balazos, en un depósito de cerveza, y la eliminación de un cristiano, en Nuevo Laredo. Pero el gobierno mantiene cerrados los canales de información.

Tamaulipas se desangra pero SEDENA, SEMAR, CISEN, PGR y la Secretaría de Salud ni la burla perdonan, pues harán en Tampico, el 18 de julio, un simulacro de ataque terrorista, “para medir la capacidad de respuesta”.

No han podido frenar ni a delincuentes de poca monta y quieren presumir que tienen capacidades para enfrentar a terroristas internacionales y sus sofisticados armamentos biológicos, como el ántrax neumático.