OPINIÓN ECONÓMICA

by / Comentarios Desactivados en OPINIÓN ECONÓMICA / 2 View / octubre 5, 2017

Por: Dr. Jorge A. Lera Mejía
– “Balance de un Rectorado UAT historico”
En nuestra Alma Mater Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT), se encuentra próximo el cierre natural de un ciclo completo de cuatro años de un Rectorado de grandes cambios y de aceleres de paradigmas. Los ciclos completos siempre son una oportunidad de abordar las decisiones acertadas, los retos superados y las fallas no cumplidas.
Así se llega al término del mandato cuatrianual del Rector Enrique Etienne Pérez del Río, un ciclo que registra más activos que pasivos, un período del cual voene precedido primero de una experiencia intermedia del Rector en su faceta de Secretario de Finanzas (Tesorero) en la que con prebitud se tuvieron dos logros significativos: la puesta en marcha del nuevo sistema administrativo SAR; y la consolidación del Fondo de Pensiones.
Estas experiencias, le permitieron al Rectorado que termina este fin de diciembre, partir de dos bases sólidas que le dieron viabilidad al actual proceso, de superar la grave crisis presupuestal que se vivió estos cuatro años de recortes forzosos y violentos.
Haciendo un recuento de estos hechos, citaremos aquí algunos indicadores solidos:
Partimos del hecho real que en estos cuatro años, no obstante los recortes afectados en 2016 y 2017, donde prácticamente se mantuvo sin alzas los dos sucesivos presupuestos, sin embargo se privilegiaron recursos para mantener las acciones de educacion e investigación, tratando siempre de superar esos dos obstáculos ante la falta de reconocimiento a su labor, ya que la indagación científica es un modo de dar respuesta a las afectaciones que viven las personas y no se les toma en cuenta por parte de quienes formulan las políticas públicas.

Etienne Pérez del Río privilegio siempre los logros y avances de la UAT para consolidarse como referente nacional en materia de investigación, academia y vinculación, en áreas de Ciencias, Humanidades, Salud, Biotecnología, Energéticos, Derecho, Criminología, entre otros.
En la UAT se dio prioridad estos cuatro años a la investigación pertinente, vinculada al desarrollo del estado y al bienestar de la sociedad, en esa labor trabajaron en una misma direccion los 26 planteles, además se aseguró la calidad académica con sus programas educativos que fueron ajustados y modernizador en una educación superior con valores.
La unidad y el trabajo fue la constante en este periodo, buscando siempre engrandecer a la Universidad, como lo confirman los avances académicos y la vinculación que se sostiene con todos los sectores productivos, públicos, sociales y educativos.
Por ejemplo, en la UAT, de 45 investigadores registrados hace pocos años, en el Sistema Nacional de Investigadores (SNI) Conacyt, hoy se registran más de 172. Además que cuatro pertenecen al máximo nivel Tres SNI. Uno de ellos, Juan Miguel Jiménez Andrade, recibió el Premio Nacional de Ciencias a la mejor investigación 2016, por la Fundación ‘Miguel Alemán’.
A continuacion me permitiré citar aqui, el mas reciente Boletin del Portal #Orgullosamente UAT, denominado “El histórico legado de Enrique Etienne”.

(…) Nos hemos tomado la libertad de hacer una breve reflexión acerca del legado que el Rector saliente, Don Enrique Etienne Pérez del Río, nos deja a la comunidad de la Universidad Autónoma de Tamaulipas.

Consideramos que en los últimos tres años, se han visto avances notoriamente positivos que no habían ocurrido en décadas, que son bastante significativos y que han cambiado para bien el rostro de la UAT en el escenario educativo nacional.
Aunque los logros se han dado en muchas áreas del quehacer universitario, podemos resumir el legado del C.P. Etienne Pérez del Río en tres grandes rubros: INVESTIGACIÓN, ORDEN Y UNIDAD.
Veamos:

1.- INVESTIGACIÓN:
– En los dos primeros años de la administración de Enrique Etienne, el número de profesores de la UAT en el Registro Nacional de Investigadores, pasó de 75 a 142, es decir, casi se duplicó y todavía falta sumar los datos de este tercer año.
– La UAT, por sí sola, aporta el 54.4% del total de los profesores-investigadores del estado de Tamaulipas, es decir, 142 de 261 investigadores que hay en todo el Estado.
-A principios de año, la UAT contaba con 106 Cuerpos Académicos, en los que participaban 398 Profesores de Tiempo Completo. Estos Cuerpos Académicos trabajaban en un total de 159 Líneas de Investigación y contaban con 54 Proyectos en Operación. Cabe señalar, que el 56.6% de los Cuerpos Académicos cuentan con nivel “Consolidado” o “En Consolidación”, lo cual está por encima de la media nacional que es de 52.2%.

2.- ORDEN:
El Rector Etienne tiene fama de ser un excelente administrador, lo cual se ha visto reflejado en los resultados de la UAT. Es notorio que hoy en día, todos las unidades académicas, facultades y dependencias de la UAT, trabajan en orden, armonía y sincronización en torno a un solo objetivo primordial: ofrecer a los tamaulipecos SERVICIOS EDUCATIVOS DE CALIDAD.
Y CUANDO HAY ORDEN, HAY RESULTADOS:
– En el ránking de la revista América Economía de las mejores universidades de México, la UAT subió 22 lugares en tan sólo 2 años, al pasar del lugar 50 al lugar 28, siendo la universidad con mayor crecimiento en dicho ránking.
– Se han incrementado considerablemente el número de acreditaciones internacionales.
– Las facultades y dependencias de la UAT cuentan con la norma ISO 9001:2015 por la calidad de sus  procesos.
– La UAT ofrece 19 de los 31 programas de posgrados de Tamaulipas, inscritos en el padrón del Programa Nacional de Posgrados de Calidad del CONACYT, es decir, el 61% del total. ¡Ni todas las universidades juntas nos alcanzan!

3.- UNIDAD.
Durante la administración rectoral del C.P. Etienne, se consolidó el proceso de transformación de la UAT en una institución madura, homogénea y que avanza unida en la misma dirección. Ya no es como antes, que los diferentes grupos veían por sus propios intereses. Hoy en día, absolutamente todos los campus, unidades académicas, facultades y dependencias de la UAT; caminan en el mismo sentido, tienen los mismos objetivos y trabajan de manera coordinada para ofrecer lo mejor de sí a la sociedad tamaulipeca.
Fue difícil combatir los viejos vicios del pasado, pero con firmeza y sentido común se lograron grandes resultados en el tema.
Cabe señalar, que la administración rectoral del C.P. Etienne ocurrió en uno de los periodos históricos más difíciles y complejos que los tamaulipecos hayamos vivido. Sin embargo, pese a las adversidades las cosas salieron bien y la Universidad siguió adelante con gran impulso y actitud positiva.
No hay ninguna duda, de que Enrique Etienne le ha dedicado gran parte de su vida profesional a su querida UAT, cabe señalar, que el hoy Rector, fue el Director-Fundador de la Facultad de Comercio y Administración Victoria, siendo un muchacho de apenas 25 años.
Hoy, el Rector está cerca de dejar el timón de la UAT en excelentes manos: las del Ing. José Andrés Suárez Fernández, de quien estamos seguros que también hará un excelente papel en la Rectoría.
Es así, como el C.P. Enrique Etienne Pérez del Río se va con la satisfacción de haber cumplido con creces su honorable encomienda, con el privilegio de pasar a la historia como uno de los grandes transformadores de la UAT, como un líder que marcó un antes y un después en la máxima casa de estudios de Tamaulipas.
Como un hombre que lo dio TODO, absolutamente TODO por la UAT.

(Fuente: Publicación aparecida 2/10/2017 en el Portal oficial conocido como  #OrgullosamenteUAT).