by / Comentarios desactivados en / 13 View / junio 20, 2019

Más impuestos con el pretexto de seguridad  

     Por Alberto Guerra Salazar

CIUDAD VICTORIA, (ASI).— Dirigiéndose a los periodistas mexicanos, el Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador, les aseguró que son “una contraloría ciudadana porque ustedes representan a la gente”.

Ocurrió en la entrevista mañanera cuando el jefe de la nación anunció la investigación abierta en CAPUFE, para documentar otro fraude, ahora con la contratación de una empresa que se dedicaría a dar mantenimiento a la red de carreteras de cuota.

La primera pista sobre el presunto delito lo aportó una publicación de la prensa. López Obrador pidió que los periodistas investiguen y denuncien casos de corrupción gubernamental.

No se trata de un mero elogio del Presidente de la República, sino de un reconocimiento de la función social que cumple la prensa y que en otras latitudes no se entiende o no se quiere aceptar, por resultarle incómoda a políticos y funcionarios públicos.

En el gobierno del Estado y en el gobierno victorense, ambos emanados del PAN, mantienen una postura de cerrazón y rechazo al ejercicio de la libertad de expresión, aunque con diferentes matices.

El gobierno del Estado ignora las expresiones de la prensa cuando se trata de denunciar acciones y conductas irregulares, en tanto que el Ayuntamiento quiere reprimir mediante emplazamientos y demandas, a cualquiera que se atreva a cuestionar el desempeño gubernamental.

Ambas conductas son inciviles y contrarias al espíritu que debe regir al servicio público, porque supone la intención de ocultar información que debe conocer la sociedad en tanto se trata de entes de interés social.

Por supuesto, los periodistas no piden permiso para ejercer su función y se apegan al marco jurídico institucional, para defender su interés y el de los lectores, de indagar y publicar noticias que son de atención general.

En Ciudad Madero, el presidente municipal Adrián Oseguera Kernion, de MORENA, denunció que sus detractores utilizan redes sociales para calumniarlo, pero no perderá el tiempo en desenmascararlos aunque sí echará abajo los infundios, para impedir confusiones entre la gente.

Oseguera es otra de las decepciones de MORENA en Tamaulipas, pues no ha podido hacer una gestión que justifique las expectativas creadas, luego que luchó denodadamente por conseguir la nominación y triunfar sobre el panista Andrés Zorrilla.

Sus amigos le reconocen sus buenas intenciones y la voluntad de hacer bien las cosas, pero aseguran que cometió el error de contratar como Secretario del Ayuntamiento al abogado Juan Antonio Ortega Juárez, que llegó de Ciudad Victoria con muy mala fama.

Ortega tuvo el mismo cargo con Oscar Almaraz Smer y tuvo allí un estrepitoso fracaso como operador político, pues no pudo hacerlo reelegir. En Ciudad Madero agregó Juan Antonio otro descalabro electoral, pues hizo perder al candidato favorito de Oseguera.

Por cierto, este día sesionará el tribunal electoral del poder judicial de Tamaulipas, para resolver dos impugnaciones. Una es en su contra y es de su propio secretario de estudio y cuenta Francisco Javier González Castillo, y otra de MORENA contra el consejo distrital número 13 del IETAM, de San Fernando.

Por el rumbo del Congreso local, otro escándalo sacude a la Legislatura de mayoría panista que va de salida, ahora con motivo de la designación, elección o imposición de la ganadora de este año, de la medalla al mérito “Luis García de Arellano”, la profesora Diana Guardiola Sáenz.

La presidenta de la comisión que decide a quién entregar la medalla, diputada María de la Luz Castillo Torres, de MORENA, denunció en tribuna que ni siquiera le permitieron opinar, “hubo mano negra”, dijo.

Hasta la bancada del PRI votó a favor de esta propuesta del PAN. Se trata de una dama especializada en letras, redacción, nativa de Reynosa.

Se registraron ocho candidaturas y los de Reynosa volvieron a ganar. La diputada de MORENA alegó que hubo otros candidatos con más merecimientos y que radican en México.

Un diputado electo, Javier Garza de Coss, de Reynosa, anunció que no reimplantarán la policía preventiva en los municipios, por motivos económicos, e insinuó que crearán otros impuestos, para reforzar a la policía estatal.

Con todo respeto, el tema es muy anticipado y no le corresponde a él decidir por todo el Congreso entrante, a menos que le hayan ordenado desde el palacio de gobierno, hacer el anuncio.

Garza de Coss exhibe ignorancia porque los diputados salientes aprobaron subir el impuesto sobre nóminas que les ordenó Cabeza de Vaca, dizque iban a emplear todo el dinero resultante, en cubrir el gasto de seguridad pública.

La violencia no sólo no disminuyó sino que más tamaulipecos pierden la vida, sin que el gobierno simule siquiera preocuparse por este agudo problema, mucho menos innovar estrategias o crear cuerpos de elite.

En tanto que en el PRI, José Narro Robles abrió la puerta de las decepciones porque lo siguió en su despedida de la militancia la periodista Beatriz Pagés Rebollar, ex senadora, ex diputada federal, ex secretaria nacional de cultura en el CEN.

También Manlio Fabio Beltrones tuvo una expresión de disgusto al anunciar que se abstendrá de votar para elegir al nuevo presidente del partido tricolor, por no estar de acuerdo con las reglas que rigen.

Desde el Senado, Miguel Angel Osorio Chong opera la imposición de Alito como relevo de Claudia Ruiz Massieu Salinas. El ex Secretario de Gobernación de Peña Nieto operó el triunfo simultáneo atípico, atónito, insólito e inverosímil, del triunfo del PAN sobre 7 gubernaturas, incluida la de Tamaulipas, en 2016.

Mañana se abre en el PRI el registro de candidatos y la sorpresa la aportó el joven tamaulipeco Daniel Santos Flores pues hará fórmula con la veracruzana Lorena Piñón Rivera, ella como aspirante a presidenta, él, secretario general.

Santos es nativo de Reynosa, ha sido regidor, coordinador general del Instituto Tamaulipeco de la Juventud, consejero nacional del PRI. Su chamba más reciente fue como secretario particular de Juan Diego Guajardo Anzaldúa, en la presidencia municipal de Río Bravo.

Lorena también es joven, inexperta, con una dolorosa derrota electoral a cuestas, pues el PRD sepultó sus sueños de ser presidenta municipal de su natal San Rafael. Trae la bandera del exterminio de los dinosaurios.

Por su parte, Ivonne Ortega se registrará en la sede nacional del PRI, llevando como compañero de fórmula a José Alfaro, el famoso Pepe Chon.

Desde Tampico los amigos del licenciado Vicente Zapata Martínez reportaron ayer su fallecimiento, presentándolo como iniciador y líder de la lucha por la autonomía universitaria, 1966-1967.

Rubrican el anuncio de su deceso con la proclama de que “la UAT deber ser cuna de defensores del pueblo, no de explotadores”.

En el puerto jaibo, se desmorona el gobierno de Jesús Nader pues lleva acumuladas las renuncias de las titulares de ecología, de cultura y de protección animal. No le soportan los desplantes autoritarios, groseros, déspotas. Y además, paga una miseria.

Cumple años el periodista riobravense Roberto Pérez Martínez.

El jueves hubo otra ejecución en la capital del crimen, en la persona de un ex jefe de la unidad anti-secuestros de la Procuraduría General de Justicia de Tamaulipas. No hay confirmación oficial porque el gobierno no lleva la cuenta de los caídos.