LA LEY DE HERODES

by / Comentarios desactivados en LA LEY DE HERODES / 24 View / junio 3, 2014

Por Miguel Ángel Isidro

Fiesta de precampaña en “Homerolandia”…

Con el pretexto de estar “representando” al gobernador Egidio Torre Cantú, muy alegre y apapachador hemos visto al titular de la Sedesol-Tamaulipas, Homero de la Garza Tamez, encabezando eventos denominados “Fiesta en mi Barrio”, que de acuerdo con los comunicados oficiales, forma parte de una estrategia de los tres niveles de gobierno para la recuperación del tejido social en las distintas comunidades del estado.

El pasado 28 de mayo se realizó una impoprtante edición de este programa, teniendo como sede a la ciudad de Reynosa, donde se vio muy solícito al alcalde de aquella ciudad. José Elías Leal, compartir templete y reflectores con el responsable de la política social en el gabinete tamaulipeco.

Aunque en los comunicados oficiales no se ha especificado con mucha claridad en qué consiste la estrategia, a la que sólo se describe como  un programa “mediante la cual se pretende mejorar el tejido social a través del acercamiento de las familias y la sana convivencia”, se sobre entiende que se trata de la celebración de eventos populares en los espacios públicos que han sido creados o rehabilitados por el gobierno estatal bajo el concepto de “Parques de Barrio”.

El pasado fin de semana, se emitió una nueva comunicación oficial sobre este programa, el cual se acompañó con una serie de fotografías en las que el titular de la Sedesol aparece posando con madres de familia, adultos mayores y niños,  en actitud mesiánica, portando una camisa blanca sin logotipos institucionales, como para vacunarse en salud sobre cualquier señalamiento sobre el uso promocional de dichos materiales.

El comunicado refiere  que “hasta el momento, se han realizado seis ‘Fiestas en mi barrio’ en los municipios de Victoria, Reynosa, Nuevo Laredo y Río Bravo, aunque la estrategia que inició el mes de mayo y concluirá en noviembre de este año, se llevará a cabo en los 43 municipios de la entidad”.

En apego a la verdad, el citado programa tiene más el tufo de una estrategia de promoción personal del secretario Homero de la Garza que verdaderos visos de un programa de gran calado para la recuperación de los espacios públicos.

El tejido social se ha descompuesto, no sólo en Tamaulipas sino en todo el país, principalmente por la falta de oportunidades que padecen las familias para acceder a los elementales satisfactores.

Las cifras oficiales señalan que hay empleo, pero no advierten que los salarios que se ofrecen a la clase trabajadora son a todas luces insuficientes ante el encarecimiento de los productos básicos. Estas carencias se pretenden subsanar a través de los programas alimenticios, por cierto, también contaminados por las políticas clientelares de toda la vida, pero la realidad es que además del diario sustento, las familias enfrentan múltiples necesidades en materia de vivienda, seguridad social, salud, servicios básicos, transporte y principalmente situaciones de contingencia.  Son incontables los casos en los que una enfermedad crónica, un accidente o un fallecimiento inesperado representan una auténtica tragedia para las familias humildes, además de aquellos miles de casos en los que un desastre natural deja prácticamente sin patrimonio a los sectores más vulnerables.

En el actual estado de cosas que persiste en Tamaulipas, resulta hasta de mal gusto la utilización de un programa social para la descarada promoción personal de un funcionario al que reiteradamente se le menciona como aspirante a la gubernatura del estado.

En el fondo, el programa puede ser aceptable, porque también la gente reclama espacios de sana recreación. Pero lo que no es permisible es la burda forma en la que se le está dando promoción.

Las aspiraciones personales del secretario Homero de la Garza Tamez son legítimas, pero en tiempos como los actuales, de alta competitividad electoral y de una feroz contraloría ciudadana a través de las redes sociales, valdría la pena que el funcionario lo pensara dos veces antes de caer en la tentación de creer que el camino a la primera magistratura del estado pasa exclusivamente por la vía de las porras, los boletines alegres y el confeti. La sociedad reclama compromisos reales, proyectos, acciones…

Queda la duda de si el titular de la Sedesol- Tamaulipas se mueve por la libre, o tiene permiso para promocionarse bajo esta modalidad tan poco discreta y evidentemente ventajosa.

Veremos y comentaremos.

DE BOTEPRONTO: Por cierto, la llegada de la tampiqueña Magalena Peraza a la Sedesol estatal arroja múltiples lecturas, una de las cuales sería representar el papel de “freno” a los ímpetus futuristas de su superior inmediato.

La aguerrida profesora ha sido hábil para manejarse en terrenos adversos, y será interesante ver quién resulta triunfante del inevitable duelo por acaparar los reflectores y simpatías en el amplio y diverso universo que representan los beneficiarios de los programas sociales.

¿A quién va a obedecer la maestra Magda en su nueva encomienda?

Es pregunta.

Por el momento es todo. Agradezco de antemano sus comentarios y le espero de lunes a viernes en los espacios noticiosos de InformativoRG, a través de la 840 de AM y de su página web: www.informativorg.com

Correo electrónico: miguelangelisidro@hotmail.com

Twitter: @miguelisidro