MARÍA CARMEN, ESTUDIANTE DE INTERCAMBIO INTERNACIONAL EN LA UAT… DESDE LA FRONTERA BRASILEÑA, CONTINUO SUS ESTUDIOS EN LA FRONTERA MEXICANA

by / Comentarios desactivados en MARÍA CARMEN, ESTUDIANTE DE INTERCAMBIO INTERNACIONAL EN LA UAT… DESDE LA FRONTERA BRASILEÑA, CONTINUO SUS ESTUDIOS EN LA FRONTERA MEXICANA / 41 View / abril 21, 2014

Cd. Victoria, Tam.- En Brasil está inscrita en la Universidad de La Pampa (UNIPAMPA) pero actualmente acude a clases en el Campus Victoria de la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT) junto a sus compañeros de la Licenciatura en Lingüística Aplicada (LLA) que se imparte en la Unidad Académica Multidisciplinaria de Ciencias, Educación y Humanidades (UAMCEH).

Entre las personas que la recibieron cuando llegó a esta capital menciona al titular de Intercambio Académico Internacional de la UAT, Modesto Robledo, al Secretario Académico de la UAMCEH, Luis Humberto Garza Vázquez y a la Coordinadora de la LLA, Margarita Hernández Macías quienes le orientaron durante sus inicios del período escolar como alumna de intercambio.

Su nombre completo es María Carmen Pintos Pereira, acepta con agrado ser entrevistada y acude puntual a la cita en la biblioteca del plantel donde este semestre lleva algunas materias que le serán reconocidas cuando regrese a continuar sus estudios, el período próximo en su universidad brasileña de origen.

Explica que la región de donde procede se llama Río Grande del Sur y que su familia radica en una pequeña localidad ubicada en los límites entre Brasil y Uruguay razón por la cual ella se expresa muy bien en español aunque aclara que es común que sus paisanos aprendan el antiguo castellano, sin embargo, son pocos los uruguayos o argentinos a quienes les interesa aprender portugués.

Comentó en la entrevista que su universidad fue fundada apenas en este nuevo siglo y que de su pueblo de unos cinco mil habitantes, tiene que viajar a diario para acudir a sus clases al campus más cercano pues allá estudia la Licenciatura en Letras lo cual le permite colaborar en una escuela primaria uruguaya de tal suerte que cruza a diario la frontera.

Reconoce que al llegar a Tamaulipas sufrió un mediano choque cultural ya que en Brasil no consumen comida picante y en México se consume mucho, sin embargo, cree que ha logrado integrarse pues le fascinan nuestra Sierra Madre, además, ha podido viajar a otras regiones del país junto a sus paisanos que cursan materias en la Universidad de Guadalajara, Jalisco.

María Carmen sostiene, que le agrada estar en la UAT porque es una institución que respeta los derechos de todos, la libre expresión de las ideas y otros temas que permitan un rico intercambio cultural entre profesores y estudiantes. Más adelante, comentó que en su país hay muchas políticas públicas inclusivas pues Brasil es una nación muy diversificada y hay cuotas étnicas en el servicio público.

Aparte de los grupos originarios, menciona que hay una amplia población mestiza y numerosas colonias de origen europeo, especialmente integradas por italianos y alemanes que hacen de Brasil un amplio mosaico intercultural que se refleja en distintas manifestaciones artísticas, de manera destacada el mundialmente famoso Carnaval de Río de Janeiro.

Sobre los pueblos limítrofes con Uruguay dice que los brasileños viven en total armonía y, como tema curioso, menciona que el presidente uruguayo visita las comunidades fronterizas brasileñas cuando viaja por esa región; subraya que en las fronteras se ponen de acuerdo en todos los temas, menos en el futbol pues “ellos son celestes y nosotros verde amarelo” (amarillo).

Recordando que en su pueblo brasileño sólo una calle los separa de territorio uruguayo, María Carmen agradece a la vida por ser fronteriza ya que esa condición le permitió aprender bien el español y escoger el norte de México para hacer un semestre de intercambio en la UAMCEH de la UAT con cuyos profesores y estudiantes se ha integrado en el trabajo académico y en las diferentes tareas extraescolares que se programan.

Concluye diciendo que esta experiencia mexicana en la UAT enriquece mucho su formación como futura profesionista de la educación y que regresará pronto a Brasil cargada de magníficas experiencias y agradables recuerdos, no sólo de Tamaulipas, sino de todos los lugares que sea posible visitar durante su estancia como estudiante de intercambio internacional.