OPINIÓN ECONÓMICA

by / Comentarios desactivados en OPINIÓN ECONÓMICA / 26 View / abril 16, 2014

“Pymes afectadas por Crisis y Fisco”

Por: Jorge Alfredo Lera Mejía

A raíz de la entrada en vigor de la reforma hacendaria, el pasado 1 de enero, el Régimen de Incorporación Fiscal (RIF), sustituyó al Régimen de Pequeños Contribuyentes (REPECOS), con el objeto de ampliar la base de contribuyentes.

La entrada en vigor del RIF está teniendo repercusiones severas sobre el funcionamiento de un sector importante de la economía, integrado por pequeños productores, comerciantes, cooperativas y Pequeñas y Medianas Empresas (Pymes).

El RIF no reconoce la realidad de millones de ciudadanos que están en el límite de la sobrevivencia y no se les puede exigir a los pequeños contribuyentes que cumplan con los mismos requisitos fiscales que contribuyentes de mayor capacidad económica y administrativa.

A partir de este mes de abrilde 2014, la facturación tradicional que imperaba hasta la fecha, ahora se está sustituyendo por la llamada Facturación Electrónica, todo esto está requiriendo que se generé una propuesta al RIF que pueda amortiguar con nuevas reformas a la Ley del ISR.

De no modificarse la Ley del Impuesto Sobre la Renta (ISR) para restaurar el Régimen de Pequeños Contribuyentes (REPECOS), estos comerciantes quebrarán, ya que no tienen la capacidad económica o administrativa para cubrir con los requisitos que se les piden en el nuevo régimen.

En México, se estima en 2014 que de los 5.2 millones de unidades económicas que existen en el país, 99 por ciento son pequeñas y medianas empresas (Pymes), el 80 por ciento de ellas desaparecen antes de los tres años de operación.

Ahora por la crisis económica y por las amenazas de la reforma fiscal, seguramente se verán más afectadas  provocando que esta desaparición se incremente.

En el caso de comerciantes de ciudad Victoria, solo un 10 por ciento de los microempresarios ha logrado evitar el cierre de sus negocios como consecuencia de la crisis económica que a afecta a este sector, reveló ayer 15 de abril, la presidenta de la Cámara Nacional del Comercio (CANACO) en Victoria, Elba Benavides Treviño.
“El cierre de negocios se da principalmente entre los comercios que conocíamos anteriormente como REPECOS, ahora llamados, RIF (Régimen de Incorporación Fiscal) los cuales conforman actualmente solo un 10 por ciento del padrón de socios de CANACO”, dijo.
La empresaria victorense expuso que no se puede cuantificar con precisión el número de empleos que sea han perdido con el cierre de estos pequeños negocios luego de que mientras algunos suspenden operaciones se registra la apertura de otros.
“No se tiene una estadística”, dijo e insistió en que los negocios que se ven en la necesidad de dejar de operar son aquellos cuyo capital es pequeño y no logran soportar los estragos de los gastos de operación, la falta de clientes entre otras situaciones que les conllevan a la quiebra.
Señaló que en el caso de las grandes empresas la situación es diferente y aunque éstos también se han visto afectados por las nuevas reformas fiscales, por las bajas ventas y por la crisis económica mantienen la operación de sus negocios en la capital del Estado.

También ayer declaró el Presidente de la FECANACO Tamaulipas, Julio Almanza Armas, que el 20% de las 43 mil pymes de los 43 municipios de Tamaulipas, están a punto de la quiebra ante la caída de sus ventas y la reforma fiscal. Esto es unas 8 mil pymes del sector comercio al por menor, principalmente de la frontera, podrán desaparecer o integrarse al sector informal de la economía.

Los apoyos institucionales y bancarios no alcanzan a alivianar esta situación, no obstante los esfuerzos que se han tratado de impulsar. Por la reforma financiera que busca incrementar los créditos a las pymes nacionales y los cambios en las políticas públicas del sector pyme.

Por ejemplo, el gobierno federal incrementó 20 por ciento el Fondo Nacional del Emprendedor, que el año pasado fue de más de siete mil millones de pesos y que ahora asciende a nueve mil 300 millones, a ejercerse a través del Instituto Nacional del Emprendedor (INE).Dicho capital deberá servir para impulsar a este tipo de empresa con el objetivo de que  comprendan de mejor manera las nuevas reformas en materia fiscal.

El tema de la quiebra de negocios masiva, es un conflicto nacional, sobre todo cuando hay una gran competencia con aquellas que son potencialmente poderosas.

Se requiere que las Pymes lleven a cabo compras consolidadas a costos más económicos porque para ellos representa una gran desventaja competir contra los Oxxos y Guadalajaras, o los grandes centros comerciales, que cuentan con toda una infraestructura y una capacidad muy grande de poder adquirir grandes volúmenes de mercancía a bajo costo.

Los apoyos deben bajar a las tienditas de la esquina porque de ellas dependen muchos miles de empleos familiares en México y Tamaulipas.

Por estas circunstancias, es posible que se requiera una Tregua Fiscal de emergencia y dejar para mejores tiempos los ajustes fiscales recientes y soltar la llave de la inversión pública federal que a la fecha no ha sido abierta y se sufren tiempos de angustia y recesión económica.